Por qué no Python?

//platform.twitter.com/widgets.js

Es la tercera o cuarta vez que intento leer El Lenguaje de Programación C++ del maestro Bjarne Stroustrup. ¡Todo está conectado! Pues Sam Bigotes, el vendedor de libros, es ahora mi vecino -donde estuvo la Librería Científica es ahora una carpintería-, a la vuelta de El Jilton. Las estructuras de datos que necesitábamos para el proyecto LexTool se llamaban tries (como el plural de tree y nada que ver con el verbo try), unos árboles especiales, tenía un artículo de un grupo de japoneses que lo presentaban, con todo y código en lenguaje C/C++. ¿Dónde quedó? Perdido en el naufragio de 2009. Lo que me llevó a recordar la pregunta de El Vikingo (+): “¿Por qué PERL?¿Por qué no Python?”. A finales de los 90s, Python todavía no era lo que llegó a ser: un lenguaje recomendado para el programador novato, en especial porque es muy poderoso y menos frustrante de aprender que Java, donde es fácil perderse. Recuerdo que hjimenez le respondió dos o tres cosas contundentes. Ahora creo que pudo haber dicho que se pretendía aprovechar C++ como superconjunto de C, y ciertos paquetes de Unix -grep, awk- para la búsqueda de regularidades léxicas interesantes. Mi maestro tenía un montón de rutinas escritas en PERL sobre el procesamiento de textos (en el sentido de la recuperación de información). Ahora sé que PERL, y también Python, se usan para aplicaciones web. Nunca hablamos de la conexión a las bases de datos, pero en HYLSA conocí un compilador de C marca HP (Hewlett-Packard) que daba esa prestación en servidores Unix. Como no teníamos Unix, pues usaríamos Linux. Lo que no recuerdo es por qué Debian, si en Fismat tenían Suse. La memoria se pierde en la noche de los tiempos. No uno, sino múltiple: polifacético, como el individuo que a un tiempo es niño-joven-adulto-viejo dependiendo de la situación que enfrenta. Además, PERL fue diseñado por Larry Wall, un lingüista, de ahí que los scripts estén dedicados al procesamiento de texto.

xdg-desktop-menu: No writable system menu directory found

Así es señoras y señores: ¡Y todo por instalar Spotify en Debian con una clave pública para Ubuntu!

Configurando spotify-client (1:0.9.17.1.g9b85d43.7-1) ...
xdg-desktop-menu: No writable system menu directory found.
Procesando disparadores para menu (2.1.47) ...

En general, todos los sitios de stack Exchange (Ask Ubuntu, Server Fault, Stack Overflow, Super User, unix and linux, Webmasters stack Exchange) son extraordinarios: bien documentados y muy bien administrados. Sus curadores parecen estar en todo. Y algunos usuarios también son listillos. Probé lo que dice ahí mirams y me funcionó:

$ sudo mkdir /usr/share/desktop-directories/

 

xdg-menu-desktop

Encontré un spotify-client Debian para 64-bits en este repositorio.

installing Apache2 Mysql PHP PHPMyAdmin and WordPress locally

Well, It’s done! The key statement was: “The [Wordpress] installation places the files in the usr/share/wordpress folder. So that Apache2 knows where to find the installation folder, make a symbolic link to the Apache2 www folder:”

sudo ln -s /usr/share/wordpress /var/www/html/wordpress

(Local LAMP installation)

So, here you are my steps to install a web server localhost on Debian 8 (“Jessie”):

sudo apt-get install apache2
sudo apt-get install php5 php5-cli php5-curl php5-mysql php5-gd
sudo apt-get install mysql-server mysql-client

Something was wrong? You need uninstall that package completely:
apt-get --purge remove PACKAGE_NAME.

For example, Apache2:
sudo service apache2 stop
sudo apt-get --purge remove apache2 apache2-utils apache2.2-bin apache2-common

Alternatively, the short form is:

sudo apt-get remove apache2*

sudo apt-get autoremove
sudo apt-get autoclean

And restart Apache service with
sudo /etc/init.d/apache restart

Before to install WordPress, maybe you need to create a database called ‘WordPress’. Phpmyadmin is useful for that purpose (webserver Debian con PHP Mysql y Apache para usar WordPress localhost):
sudo apt-get install phpmyadmin

By last, following Robert Pogson, install WordPress:
sudo apt-get install wordpress
dpkg -L wordpress
sudo cp /usr/share/doc/wordpress/examples/apache.conf /etc/apache2/conf.d/wp.conf
(if you need, you can create conf.d directory first)
sudo gzip -d cp /usr/share/doc/wordpress/examples/setup-mysql.gz
sudo cp cp /usr/share/doc/wordpress/examples/setup-mysql /root/
cd /etc/apache2/conf.d
ls
gksudo gedit wp.config:

## Without using Virtual host, hosted off /blog

Alias /blog/wp-content /var/lib/wordpress/wp-content
Alias /blog /usr/share/wordpress

Options FollowSymLinks
AllowOverride Limit Options FileInfo
DirectoryIndex index.php
Order allow,deny
Allow from all

Options FollowSymLinks
Order allow,deny
Allow from all

# Tips

#If permalinks or rewrite is not working you might need:

#
# Options FollowSymLinks
# AllowOverride All
#

sudo -i /etc/init.d/apache2 restartsudo -i cd
ls -l
chmod u+x setup-mysql
./setup-mysql -n wordpress localhost
sudo ln -s /usr/share/wordpress /var/www/html/wordpress

(default web server directory is /var/www/html)

If you use Opera web browser, you can taste Apache2 installation since a terminal with this command:
opera http://localhost.

Checking PHP installation:
opera http://localhost/prueba.php

PHPMyAdmin:
opera http://localhost/phpmyadmin

By last but not least: WordPress
opera http://localhost/wordpress

sudo cuando WordPress no se ha instalado bien

En efecto, ¡se veía tan sencillo y divertido en el videoblog de Robert Pogson!:

apt-get install wordpress mysql-server

Pero Debian, o la red,1 le hizo una mala jugada al usuario primerizo, en particular con el paquete wordpress-l10n. Fue entonces cuando empecé a borrar cosas de /var/lib/dpkg/info. Mal, mal, mal.

Creo que es por aquí:

~$ sudo apt-get install --reinstall wordpress

~$ sudo apt-get install --reinstall wordpress-l10n

Al menos ya no me han salido esos horribles mensajes de tubería rota, dependencias incumplidas, etc.

sudo apt-get intall --reinstall

(1) Quizá sirva sentarse junto al módem casero -made in China- que entrega la empresa de El Hombre Más Rico de México, cuyo servicio de Internet, caro y malo, es conocido por sus desesperados clientes como Fraudigy.